PÉREZ PONS: “EL DESARROLLO DEL CHACO ESTÁ DIRECTAMENTE LIGADO AL FORTALECIMIENTO DE LAS INDUSTRIAS"

El titular de la cartera económica chaqueña consideró que el desarrollo industrial permite generar nuevos puestos de trabajo y valor agregado a la producción local y apuntó a la necesidad de potenciar las exportaciones provinciales.


El ministro de Planificación, Economía e Industria, Santiago Pérez Pons, participó del acto en conmemoración del Día de la Industria, acompañando al presidente Alberto Fernández y al gobernador Jorge Capitanich. “El desarrollo del Chaco está directamente ligado al fortalecimiento de las industrias”, afirmó el funcionario chaqueño.

Justamente, para apuntalar y desarrollar al sector industrial, el Gobierno provincial implementó una serie de incentivos, como por ejemplo el programa “+Empleo”, que apunta a bonificar la masa salarial de nuevos puestos de trabajo formales y las tasas a través del Nuevo Banco del Chaco para proyectos de inversión, por un total de $500 millones.

Tras el acto por el Día de la Industria realizado en la empresa Palacios Hermanos, el ministro de Planificación, Economía a Infraestructura consideró que “apuntar a la industrialización de la provincia, es generar trabajo de calidad para chaqueñas y chaqueños”.

 La Provincia tiene una serie de incentivos tendientes a desarrollar la industria chaqueña, con 136 proyectos de inversión y un monto equivalente a 300 millones de dólares, lo que implica más de 10.000 puestos de trabajo directos e indirectos, según lo expresó el Gobernador durante el encuentro.

Las inversiones están directamente relacionadas con parques industriales, infraestructura y pymes. Estas medidas se complementan con la decisión del Gobierno nacional de una reducción de las contribuciones patronales por tres años para todo el Norte Grande. “Es imposible que el Chaco se desarrolle sin industrias”.

Por un lado, el desarrollo del sector “está ligado a la generación de empleo industrial, pero, también a generar valor agregado a nuestra producción, que es indispensable para el crecimiento económico del Chaco”, manifestó Pérez Pons.

INCENTIVOS

Entre otros incentivos al sector, se fortaleció el Fondo Provincial de Garantías (FOGACH) para apuntalar el financiamiento de Pymes, se elevó el Fondo de Desarrollo Industrial para financiamiento no bancario a 500 millones de pesos anuales, y se logró la concreción de un régimen especial de bonificaciones a las contribuciones patronales para nuevos empleos industriales. A su vez, se continúa el desarrollo de parques industriales abastecidos por gas natural y se capacitan a pymes para que logren inserción en el mercado internacional.

Se debe sumar el programa “Más Empleo”, que apunta a la creación de puestos de trabajo en el sector privado. Así, cualquier industria o pyme que se radique en el Chaco tendrá un subsidio y estará exenta de aportes patronales por los próximos tres años.

Con una mirada interseccional y con perspectiva de género, este programa de empleo priorizará a los sectores con mayores dificultades de inserción laboral: jóvenes, mayores de 45 años, colectivos de la diversidad y mujeres víctimas de violencia por razones de género, personas con discapacidad y trabajo del conocimiento, estratégico para el desarrollo provincial.

LA CLAVE ES LA EXPORTACIÓN

Por otra parte, el ministro de Planificación, Economía e Infraestructura señaló que “la industria tiene que generar valor agregado y, a la vez, incrementar su capacidad de exportación”. De esta manera, “se crea un efecto positivo en toda la cadena de valor”, completó la idea.

Según un relevamiento del Sistema Georreferenciado de Consultas sobre Origen Provincial de las Exportaciones Argentinas (OPEX), que muestra la evolución de las ventas al exterior así como sus principales destinos, China es el país que más demanda productos chaqueños.

Después de China, le siguen Vietnam y Argelia. Otros destinos de exportaciones de productos chaqueños son Egipto, Chile, Italia, Corea, Brasil y Perú. Un paso atrás en importancia se encuentran Indonesia, Malasia y Arabia Saudita; y con menores porcentajes encontramos a países como Estados Unidos, Turquía, Pakistán, Marruecos y Colombia. Otras naciones también demandan productos chaqueños, pero en pequeños volúmenes.

 “Este es el camino del desarrollo, del crecimiento, a partir de lograr una mayor exportación. Al fin y al cabo, hablamos de mayor inclusión", concluyó Pérez Pons.